domingo, 24 de enero de 2010

INFLUENCIA DE LA TELEVISIÓN EN EL APRENDIZAJE Y LA CONDUCTA DEL NIÑO Y ADOLESCENTE

Presentación Powerpoint: INFLUENCIA DE LA TELEVISIÓN EN EL APRENDIZAJE Y LA CONDUCTA DEL NIÑO Y ADOLESCENTE
Autora; Dra. Valeria Rojas Osorio Pediatra y Neuróloga Infantil Hospital Gustavo Fricke ,Viña del Mar Universidad de Valparaíso
Beneficios
Ventana al mundo que les permite desarrollar una gran sensibilidad, entre otras cosas por la ecología y el mundo animal
Entretención segura, sin riesgo de accidente, permite a padres realizar otras labores con tranquilidad.
Es parte integral de nuestra sociedad, y no solamente es informativa sino que también es entretenida.
Permite entregar educación ya sea directa o indirectamente en temas de salud publica.
Características del niño y adolescente:
En niños menores de 5 años existe una marcada capacidad de fantasía y perciben las imágenes de la TV como reales y verdaderas.
Bajo los 10 años la capacidad de razonamiento como en los adultos está limitada.
La adolescencia temprana es una etapa de desorganización de la personalidad y de inestabilidad de las conductas, en el púber la dinámica central es encontrarse a si mismo y autodefinir la identidad.
Programas de TV comunican una visión no realística en la resolución de conflictos o problemas y frecuentemente presentan una visión no real del mundo.
Situación actual
TV y Aprendizaje :
Excesiva TV se ha relacionado con pobre rendimiento escolar y disminución de puntuación en test estandarizados en lectura, expresión escrita y matemáticas.
“ Pantalla” cercano a la hora de dormir interfiere con el sueño,resultando en fatiga e inatención al día siguiente.
En un estudio experimental en niños escolares, reduciendo la cantidad de televisión a la mitad, mejoraba su desempeño intelectual y aumentaba la cantidad de horas dedicadas a la lectura.
De los niños que ven al menos 10 horas de TV por semana, su rendimiento escolar declina proporcionalmente a la cantidad de TV vista.
Investigadores y profesores han encontrado que los entretenimientos electrónicos están llevando a una perturbadora declinación en la capacidad de juegos imaginativos entre los niños.
Niños que tienen mas capacidad imaginativa, desarrollan mayor destreza en su vocabulario en relación a niños que dedican menos tiempo a juegos creativos.
El desarrollar precozmente estas destrezas, predice la habilidad para ser creativo y generar alternativas de soluciones en los problemas de la vida diaria.
MEDIOS y CONDUCTA
George Gerbner, Universidad de Pennsylvania 100 preescolares observados antes y después de ver TV -Grupo I : caricaturas que contenían muchas actos violentos y agresivos. -Grupo II : caricaturas sin ninguna clase de violencia Conclusiones. Reales diferencias en ambos grupos , el grupo I destacaba que niños estaban mas peleadores con compañeros, discutidores, desobedientes con autoridad y más impacientes . En horario “prime” hay 2 a 5 actos violentos por cada hora , comparado con el horario infantil en que hay 20-25 actos violentos por hora.
George Gerbner, Universidad de Pennsylvania 100 preescolares observados antes y después de ver TV -Grupo I : caricaturas que contenían muchas actos violentos y agresivos. -Grupo II : caricaturas sin ninguna clase de violencia Conclusiones. Reales diferencias en ambos grupos , el grupo I destacaba que niños estaban mas peleadores con compañeros, discutidores, desobedientes con autoridad y más impacientes . En horario “prime” hay 2 a 5 actos violentos por cada hora , comparado con el horario infantil en que hay 20-25 actos violentos por hora.

Estudio longitudinal ( n: 856)niños y niñas Entrevistados cuando tenían entre seis y nueve años. Consultados nuevamente cuando tenían entre 22 y 25 años. Se les preguntó qué programas veían cuando niños, se emitía por ejemplo, El hombre Nuclear y Starsky y Hutch, y se les aplicó la escala de contenidos violentos. Resultados: Los hombres que habían visto más programas violentos cuando eran niños presentaban el doble de conductas agresivas que los que no los habían visto. Algunos ejemplos de estas actitudes fueron el haber empujado, sacudido o golpeado a la esposa. Responder a un insulto con violencia física, haber sido encarcelado por un crimen o haber cometido serias infracciones de tránsito.
Resultados: En el caso de las mujeres ocurrió algo similar, aunque ellas presentaron una tasa mayor de agresividad, como arrojar objetos al marido, responder con empujones ante una situación que las enfurecía o haber cometido alguna infracción. Más aún, las mujeres que durante su infancia habían visto más programas violentos presentaban una tasa cuatro veces mayor de agresiones físicas contra un adulto en comparación con las que no habían visto dichos contenidos.
L. Rowell Huesmann , Research Professor, Research Center for Group Dynamics,Professor of Communications and Psychology,Universidad de Michigan.
"Las escenas violentas que más modelan la conducta de un niño son aquellas en donde la persona que ejecuta una acción violenta es recompensada por ella", Esto debido a que se valida la violencia como mecanismo para rectificar las conductas de otro, hacer valer el propio punto de vista y recibir una gratificación por ello. El estudio también presenta advertencias concretas como que todos los niños, no sólo los con carácter difícil, pueden ser víctimas de esta influencia negativa. El período más crítico va entre los dos y 14 años, etapa en que los padres pueden ayudar a calificar con valores lo que sus hijos ven en la televisión, rechazando el uso de las agresiones para resolver cualquier tipo de conflicto.

Exposición prolongada violencia
La violencia en los medios tiene en el público, a largo plazo, efectos de tres tipos: 1) El efecto mimético directo: niños y adultos expuestos a grandes dosis de espectáculos violentos pueden llegar a ser más agresivos o a desarrollar, con el tiempo, actitudes favorables al uso de la violencia como medio para resolver los conflictos. Los niños aprenden por observación y probando patrones conductuales .Repetida exposición a patrones conductuales violentos puede llevar a aumentar sentimientos de hostilidad, desensibilización al dolor de otros, aumento de probabilidad de interactuar y responder a otros con violencia.
Los videojuegos son un ambiente ideal para aprender violencia.
Los videojuegos violentos explicarían el 13%-22% del aumento de la conducta violenta de los jóvenes.
2) El segundo es un efecto más indirecto: la insensibilización. Los espectadores, sobre todo los niños, expuestos a grandes cantidades de violencia en la pantalla, pueden hacerse menos sensibles a la violencia real del mundo que les circunda, menos sensibles al sufrimiento ajeno y más predispuestos a tolerar el aumento de violencia en la vida social.
La violencia en sí misma no es el problema sino como ésta es retratada, hace la diferencia entre aprender acerca de la violencia y aprender a ser violento.
Estimulando la violencia en un contexto sexual o cómico es particularmente peligroso, porque se asocian sentimientos positivos con el dañar a otros.
3) El público puede sobreestimar el índice de violencia real y creer que la sociedad en la que vive se caracteriza por un elevado grado de violencia y peligrosidad.
En algunos niños la exposición a la violencia mediática los lleva a generar ansiedad, depresión, trastornos del sueño, pesadillas, estrés post traumático, etc.

IMPACTO SALUD PÚBLICA
La violencia interpersonal como víctima o perpetrador es el factor de riesgo de salud principal para niños, jóvenes y adultos jóvenes, por sobre enf. infecciosas, cáncer o enfermedades congénitas.
Entre la juventud urbana la violencia es la causa mas prevalente de injuria (33%).
El número de asesinos de 15 a 17 años en USA aumentó un 195% entre 1984 y 1994.
La cifra de asesinatos de jóvenes negros en USA aumentó un 300% durante las 3 décadas después de la introducción de la TV a USA.
Los medios no es el único factor que contribuye a la agresión , la conducta antisocial y la violencia entre los niños y jóvenes ,pero sí, es un importante factor de riesgo de salud donde debemos intervenir.
MEDIOS Y SEXUALIDAD
Adolescencia período crítico para desarrollo y exploración sexual.
-Encuesta ADIMARK-MINEDUC : 62% de los jóvenes se informa de sexualidad en programas de TV.
- Cada año un caso de ETS por cada 4 jóvenes que tienen relaciones sexuales.
Institute of Medicine. The Hidden Epidemic: Confronting Sexually Trans-mitted
Diseases. Washington, DC: National Academy Press; 1997
En USA la cifra de embarazo adolescente es la más alta de todos los países industrializados.
La conducta sexual es fuertemente influenciada por la cultura, y la T.V. es parte integral de la cultura de los adolescentes.
Investigación de 214 adolescentes entre 13 y 18 años, se encontró que mujeres que vieron más videomúsica tenían más probabilidades de iniciar precozmente relaciones prematrimoniales que grupo control.
En un estudio de 326 adolescentes en Cleveland encontró que aquellos que veían preferentemente MTV habían iniciado su actividad sexual en forma más precoz .
En un estudio comparativo de 75 adolescentes embarazada y no embarazadas, las jóvenes embarazadas habían visto (con diferencia estadísticamente significativa) mas telenovelas que el grupo control.
Adolescentes expuestos a mayor contenido sexual en medios tenían mas probabilidades de iniciar actividad sexual a mas temprana edad .
INTERNET En año 2004 hay más niños que adultos navegando por internet. La mitad de las personas que navegan por Internet son niños entre los 8 y los 13 años. El 44% de los menores se ha sentido acosado sexualmente por Internet
Además, el 14,5 % de los menores encuestados ha concertado una cita con un desconocido a través de Internet y un 8% lo ha hecho en más de una ocasión.
Un 10% de estos jóvenes se presentaron sólos a estas citas e incluso algunos (7%) no avisaron a ninguna otra persona sobre su intención de acudir a dicha cita. Save de
Un 28% de los menores visita páginas pornográficas .
Menores que visita páginas de violencia: 38%
Menores que entran en páginas con contenido racista y/o xenófobo: 16%
Menores que acceden a chats específicos sobre sexo: 26%
El 50% de los menores navega solo .
Estudios también mencionan el riesgo de que los niños visiten solos las páginas de juegos, muchas de ellas piratas, que suelen contar con una mayor presencia de publicidad pornográfica en ventanas emergentes (pop up’s).
Niños de 3° y 4° grado de dos escuelas públicas de iguales características fueron evaluados, participaron además sus padres y profesores en un programa de 6 meses de intervención. Escuela intervenida:18 clases curriculares en 2 meses para reducir TV, videojuego y PC. a una hora diaria (n:105). La escuela control no fue intervenida (n:118) Resultados: Disminución estadísticamente significativa en evaluación de agresión de pares, agresión verbal y física observada en recreos y la percepción de un mundo malo y peligroso.
Recomendaciones para padres ASEGURAR EL DERECHO DE LOS NIÑOS A SER PROTEGIDOS DE TODA INFLUENCIA QUE PUEDA DAÑARLES
Recomendaciones para pediatras y otros profesionales de la salud.
Permanecer conciente acerca de los efectos de la TV, incluyendo conducta agresiva y violenta, obesidad, pobre autoimagen, uso de sustancias, trivialización del sexo y la sexualidad, actividad sexual precoz, incremento de la pasividad y abulia, perdida de tiempo y de la posibilidad de aprender y ejercitar conductas sociales positivas.
Incluir en la anamnesis historia acerca de hábitos de TV, videojuegos, PC, sugerir alternativas saludables.
Informar a padres sobre nuevas tecnologías que permiten controlar los programas.
Recomendaciones para pediatras y otros profesionales de la salud.
A nivel local fomentar en padres ,escuelas ,grupos religiosos, municipalidad, etc, la educación sobre medios de comunicación.
Asegurar que en salas de espera , de hospitalización, se emitan programas no violentos.
Servir como modelos en el uso apropiado de la TV e implementar en hospitales programas de lectura usando grupos de voluntarios.
Personal de salud deben recordar y hacer recordar a padres que si no se “consumen” programas dañinos para niños estos finalmente dejarán de producirse.
Recomendaciones para padres
Ejercer su autoridad en la crianza de sus hijos.
Limitar el tiempo de pantalla (TV, videojuego, PC) máximo 1-2 hr. de programas de calidad por día.
Una hora antes de dormir sin TV.
No tener TV ni PC en pieza de niños.
Menores de 2 años no deben ver TV.
Monitorear los programas que niños y adolescentes están viendo. Estos deberían ser educativos y no violentos. No encender la TV al azar.
Ver los programas con los niños y discutir su contenido destacando la diferencias entre la realidad y la realidad aparente. Comentar con los niños sobre la violencia y el sufrimiento que esta provoca.
Grabar en videocaset programas de calidad para luego verlos y formar videoteca.
Apoyar y estimular en sus escuelas programas de educación en medios.
Alentar alternativas de entretenimientos para niños, incluyendo. lectura, deportes, hobbies y juegos creativos.
Se requiere una conciencia social creciente acerca de los riesgos y oportunidades que ofrecen los medios actuales de comunicación, y una intervención decidida de las familias para transformar la televisión no en un enemigo infiltrado dentro del hogar, sino en un invitado que los padres convidan. Ellos deben establecer el escenario en el cual se desarrollará una visita grata, breve y ,ojalá , no todos los días.
GRACIAS




viernes, 15 de enero de 2010

TV intoxica a los niños

La doctora Valeria Rojas Osorio, neuróloga infanto-juvenil, envía regularmente cartas a los diarios, aunque comenta que solamente le publican una de cada cinco. En una de las últimas pidió a los legisladores "que aboguen para que en la nueva era de TV digital existan programas de calidad, educativos, entretenidos y sin publicidad, dedicados a niños y jóvenes". Esa es una mínima parte de los quehaceres que se ha autoimpuesto como presidenta del Comité de Medios y Salud de la Sociedad Chilena de Pediatría, organización creada hace un año y medio como una instancia abierta en la que también participan sicólogos, enfermeras, sicopedagogos y profesores. "Es una temática transversal, por eso pensamos que si queremos hacer cambios, educación y salud deben trabajar juntos", dice la especialista.


La definición de "medios" es bastante amplia. Comprende televisión, cine, diarios, revistas, Internet, videojuegos, música y toda expresión publicitaria. Es decir, son los canales por los cuales las personas reciben cientos de imágenes y mensajes cada día, que no sólo abren oportunidades para el aprendizaje y la entretención. También pueden influir negativamente en la salud, en actitudes, valores y comportamientos, en especial de los niños y adolescentes que tienen menos conciencia de la necesidad de procesar, analizar y filtrar el bombardeo mediático, y que aún no han desarrollado esas capacidades en plenitud


¿Cómo se interesó por la influencia de los medios en la salud de niños y jóvenes?
"En un congreso de neurología me pidieron que revisara el tema para dar una charla sobre la influencia de la televisión en el desarrollo infantil. Busqué bibliografía y me encontré con una gran cantidad de artículos científicos sobre la enorme influencia de la televisión en el desarrollo físico, sicológico, moral, sexual y conductual de los niños. Con otros colegas nos pareció que la mejor forma de darle una organización a esta inquietud era a través de la sociedad científica. En la Sociedad Chilena de Pediatría, en la que existen diversos comités especializados en temas específicos, nos autorizaron para crear un comité de medios que mantenemos abierto a quien quiera participar. Hemos tratado de ir creando conciencia, partiendo por nosotros mismos -como médicos que atendemos niños- de la importancia de esto y del mal modelo que tenemos en televisión. Las antiguas y nuevas tecnologías, como Internet, el chat o facebook, pueden ayudar mucho a la calidad de vida, pero todo depende del uso que se le dé a estos instrumentos".


¿Qué efectos tiene la publicidad?
"En televisión abierta tenemos 20 por ciento de publicidad y 12 por ciento de programación infantil. Es preocupante porque estamos exponiendo a niños de todas las clases sociales a un bombardeo publicitario sin que estén preparados para analizar y reflexionar sobre su contenido. El desarrollo cerebral se caracteriza por avanzar de las zonas posteriores a las anteriores. Lo último en madurar es el lóbulo frontal, que es el que da la capacidad de juicio, de análisis y reflexión. El desarrollo se completa recién a los 18 años, por eso estamos en absoluto desacuerdo con la Ley Penal Juvenil. Todos los científicos saben que a los 14 años nadie puede tener un cerebro de adulto. En el caso de la publicidad, si a los niños se les dice que tal producto es bueno, que lo hará feliz, que es ‘súper bacán’, se lo creen".



¿Y qué ocurre con los noticieros?
"En el mismo contexto del desarrollo cerebral, sugerimos no exponer a los menores de 12 años a las noticias de la televisión, porque el sensacionalismo y la morbosidad les afecta emocionalmente mucho más que a un adulto. Y si los adultos empezamos a creer que estamos rodeados de pedófilos y violadores, y miramos a la gente como si todos fueran delincuentes, con mayor razón los niños. Ellos pueden leer noticias en los diarios o Internet, no se trata de aislarlos del mundo".



¿Qué se puede hacer frente a esto?
"Nuestro foco de acción está en dos áreas. Una es la regulación, tanto de los padres, profesores y cuidadores de los niños -preocupándonos desde muy pequeños de qué ven y del tiempo de exposición- como la regulación proveniente del Estado. En los países escandinavos si hay comerciales para niños y jóvenes en televisión, se publicitan después de las 22 horas, en horario de adultos.
La otra área es la preparación de los niños para vivir en la era de los medios. En Canadá la ‘educación de medios’ es una asignatura más, desde la enseñanza prebásica hasta el último curso de educación media. En España se está avanzando en la misma dirección. El objetivo es preparar a los niños para ser ‘críticos escépticos’, y también productivos en relación a los medios. Es decir, se les enseña que detrás de cada noticia y de cada programa hay una línea editorial e intereses políticos, económicos y religiosos. Se les enseña a revisar distintos diarios para que encuentren distintas miradas respecto de cada tema, a no creer todo lo que leen, a ser escépticos sobre lo que ven y escuchan, a evaluar los comerciales. En el fondo, se trata de enseñarles a decodificar los mensajes.
En Chile, el Ministerio de Educación considera que en la asignatura de lenguaje está contemplada la educación de medios. Pero el programa lo que enseña es a escribir una carta al director del diario".


Instrumentos democráticos

¿Qué opina de los "blogs"?
"Son un ejemplo de que los medios pueden ser herramientas útiles para el ejercicio de la democracia y la soberanía. Más del 80 por ciento de los medios a nivel mundial está en manos de sólo siete grandes grupos económicos. Ellos son los dueños de la información, y tienen ideas que nos quieren imponer a todos. Pero en vez de ser un rebaño de los grandes grupos que dominan los medios, podemos crear vías para tener información de fuentes directas, diferentes a las que alimentan las noticias. De hecho, hay redes y agencias ciudadanas que así lo hacen. A los niños debemos enseñarles a usar la web y Google en forma adecuada, y a no dejarse tentar por las páginas pornográficas que no son adecuadas para un desarrollo normal de la sexualidad. Siempre me acuerdo de una niñita de 6 años que le pidió ‘pechugas’ a su mamá como regalo de cumpleaños. La exposición precoz a lo sexual produce una erotización que puede conducir a un descontrol".



¿Qué problemas son atribuibles a la influencia de la televisión?
"Problemas en la conducta y en el área del aprendizaje, desplazamiento del tiempo de sueño y consumismo. En la conducta violenta influyen más los videojuegos que la televisión. Se ha comprobado que promueven a corto y largo plazo comportamientos violentos, debido a sus características. Los videojuegos captan la atención total del niño, tienen un refuerzo positivo -sube en la medida que va ganando- y el niño deja de ser un mero espectador para convertirse en protagonista. Como herramienta pedagógica los videojuegos podrían ser muy buenos. En nuestro trabajo encontramos muchos niños que practican juegos violentos destinados a adultos. Los papás ni se enteran.
Otro gran impacto son las horas de sueño que les quita la televisión y las nuevas tecnologías. Entre los 6 y 12 años tienen que dormir diez horas diarias. La falta de sueño produce los mismos síntomas que el déficit atencional. El niño se vuelve distraído, irritable, desconcentrado. Esto afecta la capacidad de aprendizaje y el rendimiento escolar. Además, el exceso de publicidad y la falta de regulación hacen que los niños determinen qué cereal y qué leche se compra en la casa, y la marca de zapatillas que piden a los padres. Las compras inducidas por los niños suman millones de dólares, por eso son un referente muy poderoso para los publicistas".



¿Cómo impacta el consumismo en la salud del niño?
"Si los papás le compran lo que pide, se genera un refuerzo positivo. Mientras más le compran, más pide. Esto no es saludable porque a la larga produce insatisfacción crónica -siempre va a existir un auto o una casa mejor-. Y si no le pueden comprar lo que quiere, se genera frustración y violencia. El niño puede llegar a robar para comprar zapatillas de marca. El consumismo es muy preocupante en términos conductuales, porque no es un modelo adecuado de vida".


Modelos positivos
y de los otros

¿Qué rol juega el Estado?
"Los medios se pueden usar como un instrumento para generar conductas muy positivas o para formar niños consumistas, violentos y obesos. En los países escandinavos la programación infantil se crea pensando en promover valores en los niños y jóvenes. En este momento se pone el acento en la tolerancia a los inmigrantes.
En Chile tuvimos una buena experiencia con el senador Mariano Ruiz-Esquide. Logramos la aprobación de una ley que destinará recursos para que el próximo año Conycit investigue el tema ‘Medios y salud’. Después, a propósito de la ley sobre televisión digital, invitamos a nuestro comité al presidente de la Comisión de Ciencia y Tecnología de la Cámara de Diputados, Darío Paya, para plantearle que en Televisión Nacional -que en teoría es estatal, aunque no está cumpliendo ninguna función como tal- debería haber por lo menos una hora de programación infantil de calidad, sin publicidad. Se han hecho experiencias muy buenas en ese sentido a nivel local.
Pero el diputado Paya opina que la televisión estatal tiene que regirse por las mismas reglas que los otros canales de televisión. Le propusimos, entonces, que el Estado llame a concurso y financie un programa de esas características en cualquier canal de televisión abierta, a la hora en que los niños están en sus casas sin sus padres. Se comprometió a evaluar nuestra propuesta y nos volveríamos a reunir en quince días. Pero ha pasado más de un mes. Seguramente ya no podremos retomar este tema hasta después de las elecciones".



Mientras no haya cambios a nivel de Estado, ¿qué le sugiere a los padres?
"En una guía para médicos y profesionales afines sugerimos una hora de pantalla al día en la época de clases, y dos horas los fines de semana y en vacaciones. Apagar la pantalla una hora antes de dormir, porque es muy importante despejar la mente para tener sueño. Es vital mantener el televisor y el computador fuera del dormitorio, porque se ha demostrado que eso influye en el rendimiento escolar y en el peso de los menores. Además, los programas y videojuegos deben ser adecuados a la edad del niño. Quienes quieran informarse más sobre este tema pueden consultar nuestra página web www.medios.sochipe.cl".



¿Cómo ve la llegada de la televisión digital?
"Es una gran oportunidad, pero lo incomprensible es que siendo un bien de todos los chilenos, ¡se le va a entregar gratis a ciertos canales! Al menos en una de las nuevas señales, Televisión Nacional podría tener televisión infantil sin publicidad. Por eso es tan importante no sacar una ley express para la televisión digital, porque se pasará por alto el contenido y la calidad de la televisión. El Estado debe tener un rol fiscalizador"


Autora:

PATRICIA BRAVO

http://www.puntofinal.cl/


 

sábado, 2 de enero de 2010

La televisión Inconvenientes para el niño

La televisión puede tener efectos negativos sobre los niños, especialmente cuando se emplea sin control, por tiempo ilimitado o prolongado cada día. Peor aún es cuando la ven en soledad, sin que sus padres o algún otro adulto cercano comenten o maticen lo que están viendo.

Las imágenes de violencia reiteradas que ofrecen tanto las películas como los programas de noticias, repercuten negativamente en la agresividad de los niños. Esta información no sólo les convierte en más agresivos, también hace que toleren o acepten la violencia como forma de resolver sus problemas, haciéndoles insensibles al horror de la violencia.


La vida normal de los niños no está rodeada, como aparece con frecuencia en la televisión, de guerras, bombas, golpes, ni muertes. Suele ser una vida normalizada de familia, amigos, colegios y deberes escolares. Los niños, incluso los más pequeños, pasan muchas horas viendo la televisión, aunque parezca que no les interesa, que no miran, esta información la están recibiendo constantemente, ya que en muchos hogares la televisión esta casi siempre encendida.

No es adecuado que los niños menores de ocho años vean los diarios informativos, las noticias, ni aquellos programas en dónde la violencia aparece con frecuencia. Los niños mayores y adolescentes pueden imitar las conductas violentas, identificarse con los individuos violentos, los que siempre vencen despreciando a las víctimas, conductas que pueden reproducir en su ambiente.


El 'bullying' o la violencia entre iguales es un fenómeno que se expande en los colegios públicos y privados, en los hijos de familia de alto, medio o bajo nivel económico y social, posiblemente porque imitan lo que ven en las películas de la televisión.


Es aconsejable que los padres controlen no sólo los programas, también el tiempo de televisión de tus hijos, más de una o dos horas diarias es excesivo.


La televisión puede enseñar ideas erróneas de la realidad, porque aparece un mundo y una sociedad, la que corresponde al que hizo la información o la película y a su entorno. Éste es diferente del real, quizás es un mundo inalcanzable para el niño que ve la televisión, pero no por ello menos apetecible. La posesión de artículos de lujo, coches o costumbres que parecen gratuitas, entretenidas y agradables, contagian rápidamente a los niños de cualquier sociedad.


Esto hace que los niños demanden unas condiciones de vida, de casa, padres, coches, zapatillas, modas y juguetes, que favorece el consumismo, especialmente el de una marca o tipo determinado. Induce la imitación en la forma de ser, hablar, vestirse o comportarse, a copiar modelos no siempre adecuados a la forma de entender por los padres el presente y el futuro de tu hijo.


Otras veces la televisión enseña un mundo imaginario no real, lleno de fantasías que confunden a los niños pequeños. Los personajes reales o los muñecos mueren y reviven, se caen y se levantan, vuelan, saltan por precipicios o pasan por el fuego sin que les afecte, los animales y los pájaros hablan y cantan, toda esta fantasía puede inhibir la creatividad de los más pequeños haciéndolos observadores pasivos. Los niños deben estar jugando activamente en su mundo real, no es uno ficticio o fantástico.


La realidad, respecto a los anuncios de la televisión, muchos de ellos específicamente dirigidos a los niños, incluso a los de edad preescolar, son con frecuencia engañosas. Luego, cuando se reciben estos juguetes, no son o no hacen lo que decían los anuncios, creándose un sentimiento de frustración y desengaño por poseer algo diferente de lo esperado.


Consejos para evitar los perjuicios de la televisión en los niños:



 La televisión nunca puede sustituir las relaciones familiares, por eso durante las horas de las comidas y aquellas otras empleadas para las relaciones entre padres e hijos, la televisión debe estar apagada.


 La televisión favorece la obesidad, no sólo porque dificulta la actividad al aire libre y el ejercicio físico, especialmente en los niños de edad escolar y adolescentes, también porque durante este tiempo comen más. Esta comida suele ser basura, patatas fritas, palomitas o productos similares, todos ellos ricos en calorías, grasas y sal. Además, durante este tiempo de televisión se 'contaminan' de los múltiples anuncios de refrescos, colas, batidos, dulces, golosinas y comida basura. Varios estudios han demostrado que los niños que ven más horas televisión, tienen más riesgo de ser obesos, juegan menos y hacen menos deporte.


 La televisión en exceso disminuye la capacidad del lenguaje de los niños mayores, porque para que éste se desarrolle es necesario el entrenamiento que se realiza con la conversación activa, directa con los demás o mediante la lectura. La televisión no permite preguntar las dudas, solicitar repeticiones de lo escuchado, y con frecuencia el lenguaje es muy rápido y complicado.


 La televisión contribuye al fracaso escolar. Se ha encontrado una asociación entre el rendimiento escolar y permanecer más de dos horas diarias viendo la televisión. Siempre es más cómodo y agradable sentarse pasivamente a ver la televisión que estudiar o realizar los deberes escolares. Además, después de ciertos programas los niños están nerviosos y excitados, siendo más difícil lograr la concentración necesaria para estudiar.


 Vea la televisión en compañía de su hijo, así podrá comentar, potenciar o amortiguar las noticias.



Recuerde que la televisión es buena y mala, solo depende de cómo los padres elijan el tipo de programa, el tiempo y el momento para que su hijo se siente frente a ella.



Autor

Juan Casado es jefe de Servicio del Hospital Infantil del Niño Jesús y profesor de pediatría de la Universidad Autónoma de Madrid.

http://cpsanroque.centros.educa.jcyl.es/

Más información: www.elmundo.es/elmundosalud/2009/08/14/saluddelnino/


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+

Busca en mis blogs